martes, 27 de abril de 2010

galerie stafart





















Uno de los vehículos clásicos que tienen los artistas plásticos de mostrar su trabajo son las exposiciones en las galerías de arte.
La relación entre artista y galería nunca ha sido un mar de tranquilidad, aunque generalmente se pretende lograr un entendimiento mutuo por el bien común.
Es necesario decir que hay galerías y galerías. Hay galerías muy profesionales. Otras, profesionales. Otras con muchas ganas de trabajar y de hacer bien las cosas, aunque en los comienzos siempre es complicado para todos, y hay que saber aguantar. Hay galerías que son un desastre pero que son simpáticos. Y hay galerías que están en manos de lo que, en mi pueblo, se llama CHORIZOS.
La galería que aparece en la foto, ubicada en la zona próxima a la catedral de Bayonne, Francia, pertenece a este último grupo: al de los chorizos. Dirigida por dos "amables" elementos de cuidado -que por el momento, me reservo sus nombres- y auspiciados por la ayuda de algún colaborador estelar -cuyo nombre, de momento, también me reservo- me robaron 11 obras acreditadas en documentos legales que fueron firmadas por dichos directores.
Después de brindarles mi confianza y cederles mi obra para varias exposiciones en diferentes fechas, cuando fui a retirar las obras que aún quedaban en depósito en la galería -y que por derecho, son de mi propiedad- me encontré la galería tal como aparece en la imagen: cerrada y en venta. Los "socios" de la galería habían desaparecido sin dejar rastro. Con mis 11 cuadros, eso sí.
Este desagradable asunto, que ocurrió hace ya algunos añitos, he decidido ponerlo en conocimiento de todos los aficionados y profesionales del mundo del Arte. Más que nada para que sepan de qué pelaje están hechos algunos elementos andan sueltos por este sinuoso mundo.
Lo triste es que la lista podría seguir engordando con otros ejemplos similares.


pd. Para aquellos interesados en nombres propios y pormenores, no duden en dirigirse a mi dirección de correo electrónico.

5 comentarios:

Franklin Quiñones dijo...

Bueno.... como dicen, el crimen nunca paga.
Osea que once obras tuyas andan por ahí quien sabe dónde y por la libre??

dull dijo...

Que se sepan los culpables!!!
Aunque yo expongo fotografia y aunque estoy en otro continente siempre es bueno estar informado y conocer donde es preadera de lobos y donde no.

Felicitaciones por la denuncia!!

pd: no veo su mail por ningun lado.

Jorge dijo...

Animo Jesús Mª, esto que te ha pasado a ti nos ha pasado a muchos con obras en otras galerías. El arte es algo sublime, pero desafortunadamente la vulgaridad de muchos que lo comercializan, y como en este caso la choricería, forman parte del mismo circo. Si ya le pasó lo mismo que a ti con estos franceses, a un Eduardo Chillida con su único galerista americano de toda la vida, José Tasende en La joya California, qué no nos podrá pasar a los demás mortales...
Venga Corman, tío no te lleves un mal rato, el bien existe porque existe el mal. Tú puedes con eso y con mucho más. Esos sin verguenzas viven en las tinieblas, tú conoces cielos alucinantes y creas hermosos paisajes pintados, y en tu ser y familia hay mucho amor amigo. Animo, y un gran abrazo tío ! Jorge Cardarelli ;-)

Albert Castillejos dijo...

Robar por medio del engaño es uno de los peores delitos, en especial cuando se le roba a alguien tan honesto como tú.
Mucho ánimo Jesús… siempre digo que el tiempo pone a cada cosa en su sitio y estoy seguro que esos cuadros volverán a tu lado algún día.

Un abrazo Albert.C

Marcos dijo...

La gente que hace eso no es gente de Arte. Se aprovechan de él y sin embargo no tienen relación alguna.